Seleccionar página

UCR DIPUTADOS MENDOZA – PRENSA·MARTES, 31 DE MARZO DE 2020·6 MINUTOS

Los legisladores María José Sanz (UCR) y Guillermo Mosso (PD), diputados provinciales por Cambia Mendoza, que participaron de la audiencia pública realizada on line, otorgan sus visiones positivas y abogan por la construcción de la obra más grande de la historia de la provincia que beneficiará a gran parte de la Argentina.Concluido el tiempo para las exposiciones sobre Portezuelo del Viento, en el marco de la audiencia pública desarrollada días atrás como uno de los pasos previos para su definitiva consecución, los legisladores de Cambia Mendoza participantes de la misma, se expresaron a favor de la construcción de esta obra importantísima para el Oeste argentino.María José Sanz indicó: “Con esta obra se pone de manifiesto que gobernar no sólo significa planificar y ejecutar políticas de Estado, sino también crear las condiciones de gobernabilidad y armonía social. Es imprescindible poner en marcha políticas de desarrollo para Mendoza. Esta Audiencia es la muestra de que con acciones concretas, se facilita la participación activa de todos los sectores de la ciudadanía y la elaboración y control de las políticas públicas”.Agregó que “la construcción de esta obra nos une como sociedad, creando empleo, propiciando el mejoramiento de las condiciones de vida laborales, sanitarias, ambientales de miles de personas. Creo que esta obra representa el interés general y el mejor aprovechamiento de las energías naturales que nos brinda nuestra provincia. Se proyecta también el crecimiento de la superficie de riego para producción agrícola y ganadera, creado un nuevo polo turístico que beneficiará a Malargüe y a toda Mendoza en este sentido, y al país en cuanto a lo energético e hídrico”.Remarca también que “desde el momento en que se propone la construcción de la Presa, se prioriza el concepto de una planificación integral del área y cuidado de la misma, cuidando siempre que ocurra en forma ordenada para poder cumplir con múltiples propósitos, entre ellos proteger la cuenca media y superior del Río Colorado de crecidas intempestivas, y aumentar la garantía de riego para agricultura y ganadería en el sur de Mendoza y una amplia zona central de nuestro país”. Además se planifican otras obras complementarias como mejorar la traza de la ruta nacional N° 145, la ruta provincial N° 226, la relocalización del Paraje Las Loicas y la Línea Alta Tensión.Para el diputado Guillermo Mosso el panorama es similar y comparte la visión con Sanz. Explica el legislador que “el proyecto de Aprovechamiento Multipropósito Portezuelo del Viento es un conjunto de obras que redundará en importantes beneficios directos para el postergado departamento de Malargüe, para la provincia de Mendoza y para toda la cuenca del Río Colorado, que mejorará ostensiblemente la actual situación con impactos ambientales positivos”.Describe Mosso diferentes impactos positivos que traerá esta obra: cantidad y calidad del agua; se evitará que el caudal del río se vaya al mar en invierno, permitiendo su acumulación; se agregarán 50.000 Ha con riego de las 132.000 existentes, gracias al almacenamiento y regulación del uso del agua; la dotación de agua será mayor, en un 50% por el aumento de reservas gracias al embalse y de más calidad, lo cual impactará a TODA la cuenca; y la regulación estará a cargo del COIRCO y no de ninguna provincia de forma individual y significará un importante beneficio para el consumo humano, para riego y uso de actividades industriales y agropecuarias, entre las más importantes.Sostiene también el diputado que la obra tendrá impacto positivo en el desarrollo productivo y el empleo ya que Portezuelo del Viento generará energía eléctrica limpia que significará reducir emisiones de CO2 por 450.000 Tn al año; Línea de Alta Tensión (LAT) para interconectar la Central Hidroeléctrica Portezuelo de Viento (210 MW) con el Sistema Argentino de Interconexión (SADI) que incorporará la cantidad de energía eléctrica para 130.000 hogares en todo el país, lo cual permitirá mayor posibilidades de expandir actividades agropecuarias, industria y turismo en toda la cuenca. Se creará un nuevo polo turístico aledaño a la represa.Asimismo, remarca Mosso que “durante la construcción de la obra, se emplearán 3.000 personas de forma directa abarcando mano de obra de baja, media y alta calificación, y de manera indirecta otras 6.000 personas”, una acción sumamente importante para la población.Por otra parte, los dos legisladores subrayaron la cantidad de estudios y proyecciones llevados a cabo por instituciones de altísima jerarquía y nivel académico que realizaron sobre esta obra anhelada por Mendoza desde hace décadas. Repasaron los contextos históricos en los que se ha dado este “debate” por la construcción de Portezuelo del Viento y rechazaron las declaraciones que provincias vecinas, como La Pampa, han realizado en contra de la mega obra.Ante esto, Mosso explicó “esta obra cuenta con el consenso de la sociedad mendocina y de su clase política. Es una obra esperada sobremanera en el sur de nuestra provincia por todos los beneficios que va a traer aparejado su construcción”. “La oposición de la provincia de la Pampa está basada en un criterio político que viene desde la época de la gobernación de Carlos Verna, durante la cual recrudeció el conflicto que existe entre Mendoza y la Pampa por el río Atuel. La pretensión pampeana es asimilar una posición a la otra, es mezclar dos casos completamente distintos y que no tienen visos de comparación. Esta postura colisiona con el espíritu colaborativo, constructivo y cooperativo que debe primar en el accionar de un organismo colectivo como es el caso del Comité Interjurisdiccional del Rio Colorado (COIRCO)”, continuó.Finalmente, el legislador justificó que “en la reunión del Comité Ejecutivo del COIRCO, según Acta Nº del 19 de marzo 2019, el Estudio de Impacto Ambiental Regional (EIAR) realizado por la UTE conformada por la Universidad Nacional del Litoral (UNL) y la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) fue aprobado por mayoría con los votos de Buenos Aires, Mendoza y Río Negro, la negativa de La Pampa y la ausencia de Neuquén. Cabe destacar previamente, el proyecto de la Central y Presa tuvo su Declaración de Impacto Ambiental (DIA) aprobada en mayo de 2018. Y la Universidad Nacional de Cuyo y la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) realizaron la Manifestación de General de Impacto Ambiental (MGIA). Es decir tanto la obra principal, como las complementarias, cumplieron con todas las etapas y obligaciones en materia de evaluación ambiental”.Por último, y en el mismo sentido, resalta y concluye Mosso que “en los fundamentos de los votos individuales, de la citada reunión del COIRCO, queda claro, pese a la insistencia de La Pampa, que la obra de Trasvase del río Grande al Atuel, NO fue incluida en el EIAR porque la provincia de Mendoza, dejó formaliza en nota del Gobernador Celso Jaque en 2011, la decisión avanzar solo con el desarrollo del proyecto ejecutivo de la presa-embalse de Portezuelo del Viento. Y que en el hipotético caso de que esta posibilidad se reactive, la misma deberá pasar por el mismo camino que recorrió Portezuelo del Viento: nueva Evaluación de Impacto Ambiental y ser sometida al pronunciamiento del COIRCO”.

WhatsApp chat